Idiomas
 

Blog

ONE HOUR BEHIND

Pensando en el Emirates

Esta semana que ahora termina ha sido una semana diferente, ya que no hemos tenido jornada de Premier League. Y es por esa misma razón que tengo ya muchas ganas de que sea sábado y jugar contra el Arsenal, un rival que me trae buenos recuerdos.

Una explosión de alegría

Hoy resulta un poco más sencillo sentarse a escribir las cosas que han sucedido esta semana, tras la importante victoria del sábado. Describir con palabras lo que se siente al marcar un gol en Old Trafford es casi imposible, pero sí puedo deciros que es una sensación muy especial.

Entrega hasta el final

Hoy os escribo en casa, tras una derrota que no resulta sencilla de digerir. Los derbis son especiales siempre, y el de Manchester, según he comprobado los días previos en la calle, se vive con intensidad. Por eso cuesta aceptar la derrota y aunque no tuve la oportunidad de intentar ayudar a mis compañeros en el césped, os aseguro que todo el vestuario está muy fastidiado.

Fue un encuentro especial

El día de hoy, como podéis imaginar, ha sido bastante intenso para mí. Obviamente, el importante partido contra el Chelsea es razón suficiente para que este domingo estuviese cargado de emociones. Jugar por primera vez contra ellos era especial y el encuentro estuvo lleno de tensión hasta el último minuto; en mi opinión fue bastante igualado.

Partido importante para cerrar la jornada

Hoy quiero aprovechar para contaros como es para mí la concentración previa a un partido. Cuando jugamos fuera de casa, como ocurre esta vez, solemos quedar en el centro de entrenamiento del club, en Carrington, el día anterior al encuentro.

Una escapada a casa

Hoy os escribo desde Asturias, poco antes de salir en avión de regreso a Manchester. Después de una muy buena semana de entrenamientos, he tenido el fin de semana libre y pensé que sería una buena idea visitar a la familia y amigos. Y lo ha sido. Siempre es fantástico volver.